miércoles, 25 de mayo de 2011

Queriendo + Té

Creo que soy de las pocas personas que van felices a clase...De las pocas o la única, porque creo que todos tenemos una cara de zombie a primera hora que lo único que queremos es seguir durmiendo, bien tapaditos con el edredón.
Todas las mañanas me levanto, desayuno, me visto y me arreglo un poquito. Me subo al coche, me pongo el Ipod y me olvido de todo. Llego a la puerta y me encuentro contigo.
Ahí estás tú, tirado en mitad de la acera de enfrente dándole las últimas caladas al cigarro, con la misma canción de reggae que pones cada mañana en el móvil y bailando.



Me ves.

Te veo.
Me sonríes.
Te sonrío.
Te diriges a mí corriendo con los brazos en alto mientras pronuncias mi nombre en un tono demasiado alto, casi gritando y frenas en seco. Miras a la derecha, cruzas la carretera y continuas la carrera hasta llegar a mí y darme un fuerte abrazo y un beso. Me llevas volando.
Creo que esos besos son los que me alegran las mañanas. Creo que esos son los motivos por los cuales se me dibuja una gran sonrisa en la cara que hace que me olvide de todos los problemas, por pequeños e insignificantes que sean.
No quiero que nunca se terminen esas risas y esos dibujos en mi pierna mientras estoy despistada. No quiero que se terminen esos besos ni tampoco los silencios cómodos.

Quiero + Té 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Drugs

Photobucket